Agencia de noticias de la Universidad del Zulia
Correo LUZMapa del sitio
Bookmark and Share
Estocada a la ciencia: la investigación en Venezuela languidece ante la crisis presupuestaria PDF Imprimir Correo
14-04-2016 a las 10:46:47

La inflación, la escasez y los controles cambiarios impiden a los venezolanos hacer actividades de investigación, así como compartir experiencias con sus pares académicos en el extranjero


Karledys García
 

La Ley de Presupuesto de 2016 establece la destinación de 59.671.744 bolívares para la investigación, innovación y gestión del conocimiento en la Universidad del Zulia, apenas un 24,7 % más en relación al presupuesto destinado para este mismo motivo en el 2015. Con una tasa de inflación oficial de 180,9 % y un presupuesto cada vez más recortado, para el 2016 las universidades nacionales autónomas ven reducidas sus posibilidades de desarrollar las actividades de investigación y producción de conocimiento.
 

El tema presupuestario no es la única carta sobre la mesa en el deterioro de la academia, pero su incidencia en las posibilidades de hacer investigación carcome de a poco las voluntades de los investigadores. A la falta de recursos para la ejecución de proyectos, la compra de reactivos, insumos, mobiliario y equipos, se le suma la imposibilidad de asistir a eventos nacionales y, aún más, a eventos internacionales. 
 

  
  Foto: Archivo
Para Iria Puyosa, directora de las maestrías en Periodismo Digital y Comunicación, mención Redes Sociales de la Universidad de Las Américas en Ecuador, las universidades «han venido recortando fondos de apoyo a la investigación y a la asistencia a eventos internacionales debido a las insuficiencias presupuestarias. Además, el control de cambios y la devaluación hacen que los costos de asistencia estén totalmente fuera del alcance de los investigadores residentes en Venezuela».

 

Cerco a la investigación
 

El  Convenio Cambiario N° 35 publicado en la Gaceta Oficial N.° 40.865 del 9 de marzo de 2016 establece que los gastos destinados a investigaciones científicas se mantendrán según el tipo de cambio protegido (Dipro), así como la manutención, matrícula y seguro médico estudiantil para actividades académicas presenciales en el exterior aprobadas antes de su publicación. 
 

Sin embargo, expresa que las sucesivas asignaciones de divisas para cursar actividades académicas en el exterior «se realizarán a través de los programas dispuestos por el Ejecutivo Nacional, en función de sus políticas, planes, programas y proyectos, conforme al Plan Nacional Económico y Social de Desarrollo», por lo que se reducen los mecanismos para que los interesados en optar por divisas para este concepto puedan contar con esta asignación.
 

  
  Foto: Larry Parra Queipo
Oladis Troconis, profesora e investigadora adscrita al Centro de Estudios de la Corrosión de LUZ, resalta que la asistencia a eventos internacionales «es una actividad que en la universidad se ha coartado desde hace mucho tiempo porque incluso el Condes (Consejo de Desarrollo Científico, Humanístico y Tecnológico) ya no da ni siquiera una ayuda. Antes daba un aporte que al menos servía para el pasaje y uno a través del cupo de Cadivi podía encontrar con su propio dinero los dólares para poder asistir». Explica que en el 2013 ninguno de los investigadores de este centro logró obtener la aprobación de las divisas para presentar sus trabajos en el congreso del International Corrosion Council (Consejo Internacional de la Corrosión) y esta fue la última vez que, luego de grandes esfuerzos, apenas 3 profesores asistieron a un evento internacional.
 

Los controles cambiarios, la elevada inflación, la devaluación del bolívar y la ausencia de políticas de apoyo para la realización de actividades de investigación y extensión fuera de las fronteras del país, impiden el encuentro con los pares: «es en los congresos académicos donde se forjan las redes de investigación y quienes no participan en estos eventos quedan fuera de las redes internacionales, no pueden participar en estudios comparativos y se les hace aún más difícil obtener fondos», explica Puyosa, quien también fue profesora e investigadora de la Universidad Central de Venezuela.
 

La especialista venezolana expresa con preocupación el estado de la investigación en el país y lo describe como «un cerco» por parte del gobierno nacional, ya que «si no se asiste a eventos académicos internacionales se cierran las puertas para la difusión de los resultados de investigación, resulta más difícil publicar en revistas académicas y no hay posibilidad de participar en libros compilados». 

 

¿Muere la inteligencia?
 

En el 2007, la profesora Iria Puyosa comienza a utilizar la expresión «Misión Muera la Inteligencia» para referirse a las políticas del Estado venezolano en materia de educación universitaria. Esta misma frase la hace pública a través de su cuenta personal de Twitter luego del intento de reforma del artículo 109 de la Constitución en el 2010. Aunque no existe de manera oficial, manifiesta que la «Misión Muera la Inteligencia» se constituyó a partir del 2001 cuando el gobierno nacional «comienza a tratar de imponer un nuevo modelo de universidad, la universidad popular, bolivariana y socialista; ya no autónoma ni democrática».  
 

Ante este panorama, Puyosa afirma: «si no es el caso de que haya muerto, al menos pareciera ser que está cercada y silenciada por la imposibilidad de presentar nuestras investigaciones en congresos internacionales». 

 

Reinventar las opciones
 

  
Foto: Larry Parra Queipo  
¿Qué alternativas tienen los investigadores venezolanos? Parece una interrogante cada vez más difícil de responder. En virtud de la situación económica del país y de la que enfrentan las universidades nacionales autónomas, Puyosa explica que para los profesores e investigadores que desean asistir a eventos académicos en el exterior las opciones se reducen a «obtener una beca de la organización de los respectivos congresos, pero estas becas son escasas y muy competidas». Enfatiza que algunos profesores con destacada trayectoria logran obtener fondos a través de universidades extranjeras con las que mantienen líneas de investigación afines, mientras que los investigadores con menos trayectoria «están comenzando a recurrir a iniciativas de crowdfunding y a colectas entre amigos y familiares residentes en el exterior».
 

A propósito del congreso de la Latin American Studies Association (Asociación de Estudios Latinoamericanos), la Sección Venezolana organizó una campaña de crowdfunding para financiar los gastos de registro, boleto aéreo y hospedaje, esto luego de que en el 2015 «las ausencias de investigadores con ponencias aceptadas se repitieron en casi todos los paneles relacionados con Venezuela», señala Puyosa. También Troconis expresa con preocupación que después de 30 años ininterrumpidos, este fue el primero que no pudo asistir al congreso de la NACE International, que se realizó en Canadá del 6 al 10 de marzo de 2016 y en el que «tenía una cantidad de actividades que realizar, algunas las pude adelantar por internet pero todo no se puede hacer por internet».
 

Troconis, quien cuenta con una trayectoria impecable en los estudios de corrosión en el contienente, manifiesta que luego del 2013, sólo ella ha podido asistir a actividades académicas en el exterior gracias al financiamiento de instituciones internacionales que cubren todos sus gastos y a algunas facilidades de hospedaje en casa de familiares residentes en el extranjero. Expresa que las opciones para los investigadores venezolanos radican en el apoyo que le puedan ofrecer las instituciones aliadas en el extranjero y trabajar con los insumos con los que cuentan en los laboratorios.
 

A juicio de Puyosa, «la alternativa para ser investigador venezolano, y no morir en el intento, es emigrar. Ser investigador venezolano que trabaja en una universidad en el extranjero» y esto se traduce en la descapitalización del recurso humano formado en las universidades nacionales.





Última actualización ( 15-04-2016 a las 09:03:22 )
Me gusta


Archivo de noticias
Universidad
Academia
Comunidad
Economía
Salud
Ciencia y tecnología
Deporte
Cultura

Otras secciones
Entrevistas
Encuestas
LUZ Periódico
Especiales LUZ AdN
Boletines LUZ AdN
Informes de gestión
LUZ en los medios
Opinión

 

 


 

 

 

LUZ en los medios

 

Notas relacionadas
Conozca más de...

 

 

 

Especiales LUZ AdN

 


  Entrevistas en LUZ AdN

 


 

 

 

 LUZ Periódico

 


 

Teveluz

 

LUZ Web

 

LUZ Radio

^ Subir